Principal | Crear una cuenta | Login | ¿Perdió su Password? | Contacto
Google

hosting joomla
Para LEER
» Textos Literarios
» Noticias Literarias
» Entrevistas Autores
» Libros comentados
» Club de Lectura
» Descargas Literarias
» Directorio Enlaces

Para ESCRIBIR

» Añadir Texto
» Servicios a Autores
» Certamen Literario
» Talleres escritura

Comunidad

» Foros
» LIBROS
» Quedadas

Información de la web

» Nosotros
» Su publicidad Aquí
» Patrocinadores
» Contacto

» Modificado o nuevo
» Sin modificar
 
Estadisticas
Visitantes activos:

Usuarios OnLine (95)
Miembros (0)
Anonimos (95)

Detalles



Miembros 7526
Visitantes 22543229
Hoy 1742
Articulos 5693
Noticias 460
Enlaces 744
Screenshots 342
Downloads 166
Clasificados 735
Comentarios 11929
Foros 82862

Detalles...
 
Barcelona, febrero de 2008
 Encuentros y Quedadas entre miembros del portal
 Barcelona, febrero de 2008
Este ágora llamado Recreo, ofrece mediante distintas herramientas, la posibilidad de conocer a otras personas de distintos lugares con aficiones similares, como los libros, la poesía o el simple placer de teclear unas letras bajo este papel digital.

Los encuentros entre los miembros del portal quedan aquí reflejados. Ya sean encuentros entre varias personas o quedadas organizadas.



Si alguien pretende hacer una quedada o se ha encontrado con algún miembro de esta comunidad, le ruego que me envíe un mensaje privado.


Próximas Quedadas



Montcada i Reixac, Barcelona 23 de abril de 2009
La Asociación Cultural El Recreo Literario nacida bajo el amparo de esta web tendrá una parada propia en el día del libro, Sant Jordi, en la localidad próxima a Barcelona de Montcada i Reixac.

Para disponer de más información aquí.


Presentación de Recreaciones del Viento y Dejad que os cuente algo, Barcelona 8 de mayo de 2009

Como sabéis autores de este portal van a ver publicados dos libros, uno de poesía "Recreaciones del Viento" y otro de relatos "Dejad que os cuente algo". Ambos serán presentados oficialmente a las 19 horas el 8 de mayo de 2009 en el Corte Inglés de Portal de l'Àngel, Barcelona. Después cava y cena!

Toda la información aquí.

Barcelona, febrero de 2008

Presentación Oficial de Tiempo de Recreo
El día de los nombres
Crónica personal de un evento coral

por Ignacio González de los Reyes




El paisaje que se describe existió, pero ha sido modificado por la memoria. Las experiencias que se narran…sería algo arriesgado afirmar que se deben sólo a la imaginación de la autora: son fruto también de los sentimientos, las emociones que, en algún punto de aquel paisaje y en algún rincón del tiempo, alguien sintió. Los sentimientos fueron y son reales.

Maruja Torres.
Un calor tan cercano.




Afluentes


Localizo mi particular Fontibre en el McDonald’s de la T4 donde, a la espera de mayores emociones, degusto a la par una Coca Cola mediana y los poemas de Ángel González, que Foz me recomendó en su momento. Y pienso que sí, que también voy a conocer al autor de tal recomendación, que la Ruperta a veces también llevaba premio.

El siguiente hito en el camino, ya en el aeropuerto del Prat, es una Leola saltarina entrevista en la distancia, con esa sonrisa y esa alegría contagiosa que te da la bienvenida y la mejor de las acogidas sin necesidad de decir ni una sola palabra. Las palabras, ¡y cuántas! vendrán después. El avión de Yandiek se ha retrasado y aún tenemos casi una hora de espera. Sin embargo, es tan agradable la conversación, hay tanto que contar, que casi se nos pasa el momento de recoger al tercer mosquetero.

Pero sí, ya estamos juntos los tres. Yandiek domina la situación y entre pullita y pullita cariñosa a Leola, nos guía por los vericuetos del transporte público barcelonés. Mientras, Leola nos ha confirmado lo que ya imaginábamos: Foz estará en el evento. Y pienso que nos ha tocado la Ruperta, sí, la Ruperta y el coche. Leola procede a llamar a Octavio y marcamos para las cinco y media de la tarde el nuevo cruce de aguas.

Un breve alto en los hoteles respectivos, sólo diez minutos, porque a pesar de las prisas y de que no hemos tenido ocasión ni de comer, el trayecto desde el aeropuerto ha sido largo y lento, y apenas nos alcanza el tiempo para llegar puntuales a la nueva cita.

Y en la puerta del Corte Inglés se produce el encuentro con Octavio y Pili. Octavio ni afirma ni desmiente, bueno, más bien desmiente, pero le hemos adjudicado una X como un templo gótico de grande. Nos vamos a una cafetería y el tiempo se me hace muy corto sentado al lado de Octavio comentando temas diversos y recibiendo el gentil presente de un marcador de libros con la efigie del propio Octavio y el texto ‘Lázaro’, cuando, en eso, aparecen Agua-Marina y dama13. Esto ya parece casi una quedada por sí misma. Pero sólo hay tiempo para un breve intercambio de impresiones porque se acerca la hora de la verdad y es preciso dirigirse ya al lugar del gran evento. Ni siquiera consigo que Agua-marina ni dama13, aún no inspiradas, me den su autógrafo.

Cuando estamos a punto de entrar, alguien grita ¡Mira, estamos ahí! Y tras un momento de desconcierto entiendo lo que quiere decir: un enorme cartel anunciando el acto de presentación de Tiempo de Recreo nos recibe. Así que posamos por primera vez en el día, al lado del susodicho cartel.

Ya nuestro río ha encontrado su mar. Es el momento de encontrarnos con otras corrientes.


Igrgavilan, dama 13, Agua-Marina, Foz, Yandiek y Leola



La familia del administrador, padres y esposa, el niño es demasiado pequeño.



Alba Clara y Zérian junto al panel de la presentación.


Encuentros en la tercera fase


Subimos impacientes a la sexta planta. Y ahí vemos que el jaleo está ya montado. Hay muchas personas en el interior y alrededores. Veo a lo lejos a Papillon comentando la jugada con Rosa Ribas.

Y se producen cantidad de nuevos encuentros. Alguien muy sonriente, me saluda con un ¿a qué no sabes quién soy? Un par de segundos y exclamo ¡¡¡ zoquete !!!. Y como tamaña desproporción es recibida con una sonrisa y no con un tremendo sopapo, como correspondería, puedo deducir que he acertado con la personalidad de mi interlocutor.




Igrgavilan, Nausicaa, Pau, Leola...nada más entrar en la sala.


Me encuentro firmando ya algún ejemplar, cuando se me acerca ïcaras que me da una bienvenida muy amable. Luego saludo, y no necesariamente en orden de aparición, porque ya la memoria me flaquea en esto, a Pau, a Anaïs, a Pepe, a Papillon, a Rosa Ribas, a Nausicaa, a alba clara, a Zérian, a wAllz. Esto es ya un hervidero nervioso de saludos, firmas, risas, comentarios.


Zoquete cámara en ristre.


Papillon busca inquieto a juliopez, que aún no ha aparecido. Una llamadita al móvil y todos tranquilos: ya sube. Tengo ocasión de saludarle brevemente antes del inicio del acto y, mientras tomo asiento, aprovecho para acercarme un momento y saludar también a missgps.


La esperada llegada de Juliopez.


Esto está a punto de empezar. Por cierto: lleno hasta la bandera.









La hora de la verdad


No me extenderé mucho sobre la presentación propiamente dicha pero sí haré algún breve apunte sobre su marcha y las sensaciones que experimento mientras la sigo.

Abre el acto Rosa Ribas que, con oficio, pero con calor, difunde a modo de manto cálido, esa suerte de dulce madrinazgo que, cual hada buena, ejerce sobre El recreo y sobre Tiempo de Recreo


Rosa Ribas en el momento de la presentación junto a Papillon y Juliopez.


Luego interviene Papillon, el jefe, que asume las responsabilidades del cargo y con soltura y autoridad da las explicaciones oportunas sobre la página y sobre el proyecto del libro.


Papillon entre Anaïs y Juliopez.


Toca el turno a juliopez para ponerle voz al discurso que ya habíamos tenido ocasión de disfrutar en los foros. Y la cosa empieza bien, pero el demonio, que todo lo enreda, parece que ha querido jugar con la impresora de Julio y, a mitad del discurso éste se da cuenta de que le falta una página. Tras unos breves instantes de lógico desconcierto, Julio no tiene más remedio que arrancarse a comentar el asunto de manera improvisada. Y visto el resultado, podría hacerlo siempre así porque se nota cuando alguien habla de lo que domina y Julio sabe muy bien de qué nos está hablando.


Juliopez improvisando con efectividad el discurso.


AnaÍs nos deleita a continuación con la lectura del texto de la contraportada que, en su voz y con sus reflexiones posteriores, adquiere una nueva dimensión. Y es que resulta palpable que, nunca mejor dicho, nuestra Anaïs ‘tiene tablas’.


Anaïs gracias a su pasado de actriz, sabe controlar el medio.


Toma la palabra, finalmente, Octavio quien, tras negar cualquier tipo de relación con el escritor X, advierte al público, como conviene, que él es de Bilbao. Después de la lógica admiración que el hecho despierta entre los presentes, a nadie le extraña ya la maestría con que hilvana bromas y veras, profundidades e ironías y cómo tan pronto pide apoyo para el libro y la Fundación Vicente Ferrer como tiene un sentido recuerdo para algunos de los autores que no nos pueden acompañar: Rafael León, Leonardo Ibáñez, ELKROW o nuestra siempre presente, aunque nunca visible, Ely.


Octavio en el momento de su excelente discurso que provocó un gran aplauso.


Se abre el turno de preguntas y, en lugar de producirse el espeso y tenso silencio habitual en estos casos, se genera un animado coloquio en que se habla de autogestión y distribución, de diferentes mecanismos para la promoción del libro y del papel de la tecnología en el futuro de la literatura.

Se cierra el acto y tienen lugar las fotos, las copas de cava, los comentarios. Más o menos meda horita para disfrutar de lo que hemos hecho y vivido.


Tras la presentación....las dedicatorias de libros.


Enrique nos reparte como obsequio unos marcadores con las imágenes de Tiempo de recreo y un número de una publicación local ‘A fons Vallés’ donde aparece un reportaje sobre nuestro libro.


Fotos de Familia, donde se encuentran los participantes del libro que estuvieron en la presentación (el resto con el pensamiento), excepto Alba Clara y Zérian, que en ese momento se despistaron del grupo.



De izquierda a derecha: Zoquete oculto tras missgps, Dama 13, Pepe, Yandiek, Leola, Papillon, Pau, Juliopez, Anaïs, Foz, Igrgavilan, Rosa Ribas, Agua Marina y wAllz.


Antes de partir hacia el lugar de la cena, se despiden zoquete y famila, Octavio y Pili y alba clara y Zérian. Una pena no poder contar con ellos durante el resto de la jornada.


Octavio dedicando un ejemplar a Pepe.



wAllz, Igrgavilan y Pepe celebrándolo con cava.


El jamón y los libros


En un agradable paseo por la Barcelona nocturna, nos encaminamos hacia El Parellada. Nos han reservado una enorme y preciosa sala sólo para nosotros. Bueno, decir sólo es una forma de hablar, porque somos una especie de multitud.

Mientras nos acomodamos, se producen algunas llamadas que nos ponen en contacto con parte de los no presentes: Rafael León o ATENEA41. Pero uno de los momentos culminantes de la noche se produce cuando Leola recibe una llamadita y con ese entusiasmo y gracia andaluza que Dios le ha dado, y en un tono de voz que, seamos realistas, era intencionadamente más alto de lo necesario, exclama ¡¡¡¡ ELY !!!! Quedará en los anales de la historia el profundo silencio que se hizo en la gran sala que unos segundos antes era un mar de confusión. Todos intentando captar una palabra, oír una voz: la dama de la red se había manifestado. Tuve ocasión, para mi regocijo, de escuchar directamente esa voz e intercambiar impresiones con ella. Pero es tal el embrujo que la dama de la red ejerce sobre esta alegre comunidad que a lo largo de la noche en una o dos ocasiones en que se volvió a mentar a Ely, se produjo de nuevo un momentáneo silencio.


Yandiek, Pepe, Leola, Nausicaa e Igrgavilan momentos antes de la cena.



Dama 13, Leola, Nausicaa e Igrgavilan aburriéndose de lo lindo!.


Abrimos el fuego nutricio con variedad de apetitivos: ibéricos, fritos, anchoas, pan amb tomaca y cosas así. Y entre jamoncito y jamoncito, nos intercambiábamos los libros de cada uno en un febril intento de conseguir las firmas de todos los escritores presentes. Especial atención a los ejemplares destinados a Phaustho, a tena y a la propia Ely.

Paella de proyectos


De segundo nos deleitamos con la famosa paella del Parellada, que Enrique nos había ponderado tanto. Enrique nos comenta cómo años atrás el trabajó en este restaurante y nos recuerda a algunas de las personalidades que tuvo ocasión de contemplar y servir.

Y yo miro a un mozalbete joven que se encuentra entre el servicio del Parellada y me pregunto si no recordará dentro de unos años la cena a la que asiste y le contará a sus nietos cómo él estuvo presente en la ya mítica cena que dio origen a la famosa generación del 2008. Hago notar que sólo había bebido una copita de blanco en el momento de hacer esta consideración.

En diversos momentos durante la cena, Enrique ejerce de nuevo de jefe y toma la palabra para comunicarnos diferentes hechos y proyectos: nos habla de la próxima aparición de un espacio para El recreo en una publicación local, en la posibilidad de publicar cuentos infantiles y la forma en que se podría hacer, la posible creación de una fundación, en cuya definición la está ayudando biblio, Juan Luis, bajo cuyo paraguas se haría el próximo libro, etc.





En uno de esos instantes en que Papillón asume su papel, le veo ponerse las gafas negras y dirigirse muy serio hacia mí: Ignacio, tengo que hablar contigo. Un estremecimiento de respeto y temor me inunda y buscando algo de marcialidad en mi interior grito ¡Señor, sí señor! Y Enrique me ordena (parece que Yandiek algo había tenido que ver en el complot) la elaboración de esta crónica. ¡Señor, sí señor!, no puedo dejar de responder. Luego me entero que, al parecer, el comité encargado de seleccionar el ‘rookie’ del año para cada quedada, aquel novato al que se le encarga la elaboración de la crónica, está integrado por Papillon, Yandiek y Agua-marina. Ésta última, que estaba fumándose un cigarrito, no había participado en la decisión. Así que, si a alguien no le gusta la crónica, siempre la puede impugnar por un error de procedimiento o un defecto de forma.

Hacia el final llega la familia de Rosa Ribas. Tengo ocasión de conocer y hablar unos instantes con Klaus, muy atento y sonriente, y que soporta estoicamente mis reflexiones improvisadas sobre el papel desintermediador de la tecnología y las dificultades para la gestión de la propiedad intelectual. Tiene valor, no cabe duda.

Costaba dar por concluida la cena, pero ya era casi la una de la madrugada y los camareros empezaban a mirarnos impacientes. Así que decidimos abandonar el local. Ahí se produjeron la mayoría de las despedidas.

La penúltima


Pero aún quedábamos unos valientes antes de cerrar completamente el día. Y este grupo de valientes, integrado por Agua-marina y su marido, dama13, wAllz, Yandiek, juliopez, Leola y yo mismo, fuimos a tomar la penúltima, que acabó siendo la última, al Schilling, un pub o similar sito en la calle Ferrán. Debo admitir que en mi ánimo festivo y creo que en el de Leola, pesó mucho el hecho de que el local estuviese a sólo unos metros de nuestros hoteles respectivos. En caso contrario no creo que nos hubiésemos sentido con fuerzas.

Por el camino, en una breve charla con dama13, tengo ocasión de admirar su vocación polifacética y su firme resolución de independencia artística



La estancia en el pub fue breve, pero sirvió para ir asimilando despacito que el gran día tocaba a su fin. El cansancio y el sueño hicieron el resto del trabajo.

Nos costó despedirnos, por la pena y porque wAllz no acaba de encontrar el adecuado transporte. juliopez acudió en su rescate y por un lado se alejaron la familia de Agua-marina y por otro lado juliopez y wAllz.



Tres mosqueteros en el barrio gótico


Pero aún quedaba un postrer remate. La mañana del sábado todavía las calles de Barcelona sienten nuestros pasos.

Más bien tempranito, disfruto de un paseo en solitario por la Rambla hasta llegar al mar. Aprovecho para comprar unos detalles a mis princesas.

Una hora más tarde me encuentro con Leola y Yandiek, siempre nuestro guía, y juntos hacemos un rápido paseo para ver la Sagrada Familia, Santa María del Mar y La Mercé. Lo mejor, ver cómo se iluminaba la cara de Leola ante semejantes tesoros.

Hacia la una de la tarde me despido ya de los últimos mosqueteros y dejo a Yandiek y Leola campando por sus respetos en Barcelona. Tampoco a ellos les queda mucho tiempo.

En las nubes


Desde la ventanilla del avión contemplo el paisaje pensativo. Antes, de nuevo, los poemas de Ángel González me acompañan en esa suerte de anonadamiento, de decaimiento del ánimo, que sucede a las ocasiones especiales.

Y en esa soledad del viaje en avión, siento un algo que me arrastra hacia Madrid, a llegar a palacio con mi reina y mis princesas, pero también otra fuerza casi tan fuerte como la anterior, que quisiera retenerme en Barcelona. Y aún hay impulsos que me llevarían a Málaga, a Bilbao, a Frankfurt, a Elche, a Vigo, a Pamplona y a media España y parte del extranjero.

El sobrecargo avisa de que vamos a aterrizar, de que vamos a bajar de las nubes.

Un paseo vespertino por Madrid me devuelve completamente a la realidad.

Por la noche, me conecto brevemente a El recreo. Y algunos estáis ahí, otros habéis pasado hace un rato. Leo los nicks de los que están conectados y recuerdo el comentario, no sé muy bien de quién, que se preguntaba si después de esta ocasión. Íbamos a ser capaces de volver a llamarnos por nuestros nicks.

No sé si lo haremos o no, pero sí reconozco que ahora es muy diferente, porque, en el día que hemos dejado atrás, Rosa Ribas fue, simplemente, Rosa, y juliopez, simplemente, Julio. Foz fue más Octavio que nunca, Papillón fue Enrique, sin gafas negras, y Anaïs se transformó en Lola. Durante esta jornada tan especial hablé con Irene, en lugar de con ïcaras, o con Rakel en lugar de con missgps, o con Gaizka, más que con wAllz. Pude disfrutar de la sonrisa y la gracia de María José más que Leola, reír las bromas de Diego más que Yandiek, conocer a Miriam más que a Nausicaa o a Juan Luis más que a biblio. Tuve oportunidad de saludar a Consuelo y Silvia, en lugar de alba clara y Zérian, pude compartir mesa con Cristina y Tania, dejando a un lado a Agua-marina y dama13. Pepe siguió siendo Pepe y Pau siguió siendo Pau. Nos acordamos de Leonardo y Ricardo, de Rafael y Pablo, de Valentín, de María, de Piotr, de Adrián y cómo no, de nuestro José, autor de la portada.

¿Y zoquete? Pues con su discreción, nuestro coyote consiguió que su nombre, por derecho propio, entre en ese reino del mito y el misterio, en ese mundo mágico de las leyendas del recreo, en el que reina por siempre la sin par dama de la red.


Y también en Youtube...






Publicado: 28 Febrero 2008 22:18
 
Comentarios
pagina 1 de 1
   Comentario ( Papillon - 28 Febrero 2008 22:33)   
Por cierto, gracias a Igrgavilan por el texto, Alba Clara y Zerian por el video y Zoquete, Pepe, Nausicaa y Agua Marina por las fotos.
Y sobretodo, gracias por venir!
   Comentario ( Leola - 28 Febrero 2008 22:48)   
Pedazo de crónica de mi querido caballero azul, que fue más caballero que nunca...por cierto, iba de azul jejeje.
Me ha encantado revivir todos esos momentos que tan bien has secuenciado.
Desde luego mereció la pena tu miedo al jefe "Señor, si señor" jejejeje.
Felicidades por la crónica.

Besos,
Leola
   Comentario ( Nausicaa - 29 Febrero 2008 13:28)   
Igrgavilan, te has lucido con esta crónica. No esperábamos menos de ti. Además no te has olvidado de nadie, de ningín nick ni de ningún nombre propio.
Gracias por recordarnos la noche de aquel día (aquí Pepe nos haría pinchar para escuchar la canción de los Beatles). Felicidades por lo bien que la has narrado y por tu sentido del humor.
Besos,
Nausicaa
   Comentario ( ATENEA 41 - 29 Febrero 2008 15:21)   
Gracias Ignacio por el pedazo de crónica que has hecho tan lucida.
Lo de " Señor, si señor " , eso me ha encantado ¿ asi de fiero es el jefe? jajajajja.
Gracias de nuevo, me lo he pasado genial.
   Comentario ( Papillon - 29 Febrero 2008 17:44)   
Atenea chica no, cuando me conocen en persona empiezan a perderme el respeto debido, por eso no me gusta ir a las quedadas, ya que desde entonces no me hacen ni caso jajajaja.
   Vuestra siempre presente, aunque nunca visible: Ely. ( Ely - 29 Febrero 2008 18:55)   
Menuda crónica tan meticulosa, Ignacio. Como te fiche el jefe te va a obligar a ir a todas las quedadas para que hagas la narración. No te has olvidado de nadie. Un lujazo de detalles y con ese final, nostálgico mirando por la ventanilla del avión, que parece de un relato.

jejeje, hemos podido ver a Zoquete. (Encantada, Zoquete).

Me ha encantado toda la crónica, pero en especial esto: “la dama de la red se había manifestado”. Ahora ya conocéis, al menos, mi voz.

Un placer leer la crónica de la presentación y un placer veros a todos juntos.

Muchos abrazos y muchos besos para todos.
Ely
   Comentario ( Papillon - 29 Febrero 2008 21:33)   
Déjate de rollos Ely y el año que viene te apuntas!
   Comentario ( igrgavilan - 29 Febrero 2008 22:52)   
Gracias Papillon, Leola, Nausicaa, ATENEA y Ely.

Un par de comentarios:

Leola, efectivamente iba todo de azul... y no fue casual. Temía que si no, no me reconociérais, je, je.

Otra cosa en general: en defensa de Enrique (Papillon) debo reconocer que la parte de la crónica dedicada a la encomienda de la crónica está, digamos, algo novelada, je, je. En persona, Enrique es muy, muy amable.
   La encerrona ( Yandiek - 29 Febrero 2008 23:31)   
Ignacio...sé que lo sabes, pero cuando el jefe me preguntó sobre la crónica hice como el césar y mi dedo se dirigió a ti...otra opción era Leola pero decidimos que como ella estaba fumando y tú presente...pues eso.

Fantástica crónica, que bonito recordar aquella noche con una crónica a la altura de la quedada y del evento.
Lo de Leola más que un grito fue...mejor no l digo.
un abrazo
   Comentario ( Leola - 01 Marzo 2008 24:18)   
No, si fumar no va a ser tan malo jejejejeje. Uffffffff. Que no, que no, que tenias que hacerla tú Ignacio, que eres genial.

Leola no gritó, sólo alzó un poco el tono de su preciosa voz y dijo: Al teléfono Ely y el silencio acampó entre nosotros jejejejejejejje. No olvidaré ese momento, creo que todos los disfrutamos.

Besos,
Leola
   Comentario ( Soldebreda - 01 Marzo 2008 24:58)   
¡Chicos , que envidia!, Se os ve muy agusto.
   Comentario ( biblio - 01 Marzo 2008 13:52)   
Muchas gracias por tu crónica, Ignacio.
Y a ver si para el próximo, yo también formo parte de los autores, que algo tengo escrito pero antes quiero acabarlo y pulirlo.
Un abrazo a tod@s
   Comentario ( zoquete - 01 Marzo 2008 21:35)   
Bueno, parece que mi representante dio el pego. Lo único que siento es que no se quedara a la cena, pero es que ya me salía un ojo de la cara...

Creo que ya sólo con las anécdotas que está generando el propio libro se podría escribir otro nuevo...
   Comentario ( zoquete - 01 Marzo 2008 21:38)   
Con tanta foto, video youtube y todo, también deberías haber grabado la voz de Ely y colgarla... ¿qué favoritismos son esos?

Deciros que por ahí tengo algún video grabado desde otro punto de vista, que he intentado pasarlo a digital sin demasiado éxito, y que quizás lo pase a cintas VHS... Me tranquiliza el espléndido trabajo realizado por Alba Clara y Zerian con su video.
   Comentario ( Agua-Marina - 01 Marzo 2008 22:04)   
Como siempre, hemos acertado. La verdad es que es fácil, a todos nos gusta escribir y cuando se hace con el corazón en la mano se nota. Fue placer ponerle cara y voz al hombre azul y a todos los demás compañeros.
Has hecho una crónica entrañable y tanto los que asistimos como los que no, la hemos vuelto a revivir.
Gracias Ignacio.

Un abrazo
   Comentario ( Ricardo Lampugnani - 02 Marzo 2008 19:46)   
He seguido con mucha emoción toda la crónica., como si estuviese pasando en tiempo real. Gracias por permitirme haber estado allí. Por cierto, el truco de quitarle un folio al discurso, aunque antiguo, es efectivo, lo recomiendo para futuras presentaciones. En cuanto a Papi, creo que debería vestirse con sombrero y gafas oscuras todo el tiempo, porque sin estos aditamentos parece un osito de peluche, ¡cómo para exigir respeto!
De verdad un gusto y lamento en el alma no haber podido a sistir. Un abrazo a todos. Ricardo
   Comentario ( Anaïs - 03 Marzo 2008 20:59)   
Una crónica estupenda, Ignacio, has sabido transmitir muy bien la emoción y la alegría que nos embargó a todos durante toda la velada. Despues de verlo y leerlo, seguro que son much@s más l@s que se mueren de envidia por no haber asistido.¡ahhh...!¡Se siente...!¡jejeje...!
   Comentario ( pau - 04 Marzo 2008 09:51)   
Excelente crónica y reportaje en general. Gracias a todos por vuestro curro.
   Comentario ( B. Miosi - 05 Marzo 2008 14:49)   
"Ya nuestro río ha encontrado su mar. Es el momento de encontrarnos con otras corrientes."
Me emocioné al leer la crónica de Igrgavilán, toda una historia en sí misma, ver las fotos de tantos compañeros antes invisibles, y como dice Irg, escondidos tras nicks que en adelante tienen nombres y caras, la alegría reflejada en sus rostros, ¡quisiera haber estado allí! pero la vida me situó en otro continente. Felicito de todo corazón a los que formaron parte de ese maravilloso libro, a Papillón por la impecable organización, a El Recreo, por ser un lugar de encuentro de todos los que amamos las letras y por hacer realidad nuestros sueños, publicando nuestros cuentos... chicos, me siento honrada de pertenecer a esta comunidad de autores, les envío un fuerte abrazo, y mucha felicidad desde aquí, mi rincón en Venezuela.
Blanca Miosi
 

Usuarios registrados pueden publicar comentarios

 
Bienvenido
Hola lector/escritor anónimo! ¿Aun no se registra? puede registrar ahora su cuenta gratis y disfrutar todos los servicios pulsando aqui
Nombre

Password

Recuerdame

Crear Cuenta
¿perdio su pasword?
 
Autores en el Recreo
Jose Carlos Somoza
Mas Shots
 
Hacer de esta mi pagina de inicio Agregar a Favoritos Llenar un reporte Recomiendanos con un Amigo
El Recreo Page ©  

alojamiento wordpress
 
© Copyright Enrique Camba - Todos los derechos reservados 2003 - 2015
Enrique Camba - www.dissenybcn.com
Todos los textos publicados tienen la autorización de sus autores. Así como los derechos de la propiedad intelectual de las publicaciones, pertenecen exclusivamente a los autores de los mismos.  
Power by Blakord Portal
© All Right Reserved
 
    Generada en 0.56 segundos ¡que rápido!
Ir arriba